Y de lo que pasa fuera del cuadrilongo ¿Quién se encarga? : La figura del comisario en Doma Clásica

El responsable de lo que ocurre en el cuadrilongo de competición es el Presidente del Jurado con ayuda de los Vocales. Pero ¿quién se encarga de controlar todo lo que sucede alrededor del mismo?

El Comisario se puede definir como el Oficial que actúa como los ojos del Presidente del Jurado en las pistas de calentamiento y recinto del concurso en general. Su cometido será que en estos lugares se cumplan las normas relacionadas con las prácticas que no estén permitidas y que vienen tipificadas en los diferentes reglamentos. Todos los participantes, así como toda persona que se encuentre en la pista de ensayo y demás recintos del centro se encontrarán bajo la supervisión del Comisario, debiendo en todo momento atender a sus instrucciones.

Las funciones del Comisario varían ligeramente en cada disciplina debido a las características inherentes de la misma, de manera que, de forma específica el Comisario de Doma Clásica se encargará del control de los siguientes aspectos:

  • Revisión veterinaria: ayuda en la organización y desarrollo de esta.
  • Trabajo del caballo en general: el Comisario deberá intervenir cuando un caballo se encuentre en un estado de estrés o fatiga general, con el fin de que el jinete detenga la actividad o limite la intensidad de ésta.

Importante recordar en este punto la prohibición de entrenar al caballo en una posición de hiperflexión forzada del cuello (Rollkur); dicha acción supondrá la detención inmediata de la actividad del caballo por parte del Comisario.

  • Pista de calentamiento y de dar cuerda: vigilancia de que tanto la actividad desarrollada en la misma como las ayudas externas aplicadas por el jinete se ajustan a los diferentes reglamentos y al bienestar animal; espuelas y fusta, tanto sus características como la longitud de éstas, deberán ser las reglamentarias, y la muserola estará correctamente colocada.

Además, durante el calentamiento se observará que la vestimenta del jinete y equipo del caballo es el correcto de acuerdo al reglamento, avisando a aquel de cualquier irregularidad con el fin de que pueda solventarla antes de entrar en el cuadrilongo.

  • Revisión al finalizar la prueba: el Comisario chequeará al caballo a su salida del cuadrilongo; comprobará la ausencia de sangre, la embocadura y retirará las orejeras. Además, comprobará la correcta posición de las espuelas y si éstas son de rodela, que giran correctamente.
  • Boxes: importante vigilar un correcto trato de los caballos estabulados, a los cuales no se les podrá aplicar ningún medicamento y/o tratamiento a no ser que sea por el veterinario oficial del concurso o bajo su autorización.
  • Antidoping: acompañará al veterinario de control antidoping y vigilará en todo momento que la toma de muestras se realice de acuerdo a las normas oficiales.

En caso de cualquier irregularidad, el Comisario informará de la misma al Presidente del Jurado, que será el que tome la decisión acerca de la actuación a realizar y sanción a imponer si fuese necesario; esto es, el Comisario NO tomará ninguna decisión sancionadora.

Para finalizar, importante dejar a un lado la idea de que el Comisario es la “policía” del concurso, actuando en contra del jinete; su función será ayudar, prevenir e intervenir si fuese necesario, buscando actuar siempre a favor del caballo e intentando al mismo tiempo ayudar al jinete. Deberá prevalecer la educación, el respeto y la justicia en todas y cada una de sus actuaciones.

Y de lo que pasa fuera del cuadrilongo ¿Quién se encarga? : La figura del comisario en Doma Clásica

El responsable de lo que ocurre en el cuadrilongo de competición es el Presidente del Jurado con ayuda de los Vocales. Pero ¿quién se encarga de controlar todo lo que sucede alrededor del mismo?

El Comisario se puede definir como el Oficial que actúa como los ojos del Presidente del Jurado en las pistas de calentamiento y recinto del concurso en general. Su cometido será que en estos lugares se cumplan las normas relacionadas con las prácticas que no estén permitidas y que vienen tipificadas en los diferentes reglamentos. Todos los participantes, así como toda persona que se encuentre en la pista de ensayo y demás recintos del centro se encontrarán bajo la supervisión del Comisario, debiendo en todo momento atender a sus instrucciones.

Las funciones del Comisario varían ligeramente en cada disciplina debido a las características inherentes de la misma, de manera que, de forma específica el Comisario de Doma Clásica se encargará del control de los siguientes aspectos:

  • Revisión veterinaria: ayuda en la organización y desarrollo de esta.
  • Trabajo del caballo en general: el Comisario deberá intervenir cuando un caballo se encuentre en un estado de estrés o fatiga general, con el fin de que el jinete detenga la actividad o limite la intensidad de ésta.

Importante recordar en este punto la prohibición de entrenar al caballo en una posición de hiperflexión forzada del cuello (Rollkur); dicha acción supondrá la detención inmediata de la actividad del caballo por parte del Comisario.

  • Pista de calentamiento y de dar cuerda: vigilancia de que tanto la actividad desarrollada en la misma como las ayudas externas aplicadas por el jinete se ajustan a los diferentes reglamentos y al bienestar animal; espuelas y fusta, tanto sus características como la longitud de éstas, deberán ser las reglamentarias, y la muserola estará correctamente colocada.

Además, durante el calentamiento se observará que la vestimenta del jinete y equipo del caballo es el correcto de acuerdo al reglamento, avisando a aquel de cualquier irregularidad con el fin de que pueda solventarla antes de entrar en el cuadrilongo.

  • Revisión al finalizar la prueba: el Comisario chequeará al caballo a su salida del cuadrilongo; comprobará la ausencia de sangre, la embocadura y retirará las orejeras. Además, comprobará la correcta posición de las espuelas y si éstas son de rodela, que giran correctamente.
  • Boxes: importante vigilar un correcto trato de los caballos estabulados, a los cuales no se les podrá aplicar ningún medicamento y/o tratamiento a no ser que sea por el veterinario oficial del concurso o bajo su autorización.
  • Antidoping: acompañará al veterinario de control antidoping y vigilará en todo momento que la toma de muestras se realice de acuerdo a las normas oficiales.

En caso de cualquier irregularidad, el Comisario informará de la misma al Presidente del Jurado, que será el que tome la decisión acerca de la actuación a realizar y sanción a imponer si fuese necesario; esto es, el Comisario NO tomará ninguna decisión sancionadora.

Para finalizar, importante dejar a un lado la idea de que el Comisario es la “policía” del concurso, actuando en contra del jinete; su función será ayudar, prevenir e intervenir si fuese necesario, buscando actuar siempre a favor del caballo e intentando al mismo tiempo ayudar al jinete. Deberá prevalecer la educación, el respeto y la justicia en todas y cada una de sus actuaciones.